Posts etiquetados ‘Madrid’


No pudo ser. 600.000 formas consagradas esperaban para la comunión en la misa del Papa pero una fuerte tormenta acompañada de ventisca desbarató el tinglado y no fue posible repartirlas. El Sibilo lo había vaticinado (véase la profecía del 3 de agosto) y ha sucedido. Obsérvese además que en la foto que publicamos, el Papa se exhibía sin casquete y con la pelambrera al viento. El acierto de El Sibilo fue también gráfico. El Sibilo es un crack, vaya. La tormenta además, destrozó algunas capillas preparadas para el acontecimiento. Lo cierto es que la meteorología no acompañó durante la visita porque horas antes se registraron tórridas temperaturas que provocaron numerosos golpes de calor entre los peregrinos. Fueron atendidos más de 2.700 de ellos. Recordemos que El Sibilo también acertó en este particular.

Un Equipo de Protección Individual como el de la foto, además de no salir volando, hubiese protegido a Su Santidad de otros posibles percances. Seguridad y salud ante todo.

En este video se puede ver además cómo el solideo de Dios hecho hombre vuela por los aires, quedémonos sólo con el testimonio gráfico. Instantes después, el Papa no pudo continuar. El Sibilo vaticinó un percance. Pues ahí tenéis unos cuantos para elegir. ¡Oh incrédulos! ¡Atentos a las profecías de El Sibilo!

El Sibilo ha acertado otra vez.


El 10 de agosto, El Sibilo anunció: Madrid sufrirá temperaturas tórridas durante la visita del Papa en contra de lo que pedía Paco Clavel Rouco Varela. Pues bien, Benedicto XVI ha llegado y en Madrid hay 36º C según la web eltiempo.es

Calorísimo

En otras palabra, acierto pleno de El Sibilo que anotamos y añadimos a la categoría Profecías cumplidas.

La visita está siendo calentita no sólo por las temperaturas registradas sino por la polémica y los incidentes que se están produciendo.

Para hoy está convocada una "besada gay" en Chueca. Esta imagen se corresponde con la pasada visita a Barcelona.

Sin ir más lejos, en este mismo momento (18:50 del 18 de agosto) la web oficial de la visita papal sufre un ciber-ataque que impide acceder a su contenido. Se da cuenta de ello en el Diario El Mundo. Ayer se produjo además un encontronazo entre peregrinos y laicos que acabó a porrazos en la Puerta del Sol, etc.

Cuando El Sibilo dice tórrido hay que tomárselo en serio.

El Sibilo ha acertado.


“Y los que sean naturales de Suecia, se harán el avión” ha anunciado El Sibilo, al que ya echábamos de menos. Este vaticinio responde a la combinación de varias noticias recientes. Por un lado, que la Asociación para la Recuperación de la Memoria histórica ha pedido a los obispos congregados en Madrid para la visita del Papa que, en un gesto histórico, condenen la dictadura franquista. Por otro lado las noticias más recientes indican que la misa que celebró Paco Clavel Rouco Varela en Cibeles reunió a unos 800 obispos y a más de 8000 curas. Pues, El Sibilo pronostica que ni uno solo de esos Obispos condenará la dictadura franquista ni el alzamiento nacional del 36. “Es posible que algunos de ellos incluso miren al cielo mientras silban”, añadió El Sibilo.

Por cierto, no es por meter cizaña porque el Papa todavía no ha llegado a Madrid pero, durante la misa de Rouco se registraron en Madrid, 37.3º de máxima (según la AEMET). Lo decimos por una profecía aún pendiente

¿Paco Varela o Rouco Clavel?

Entre toda esa cantidad de obispos, no habrá ninguno que se anime a condenar el hecho. Y mira que cuando se reúnen muchas personas, siempre hay alguno más exótico que otro (véase el integrista mexicano, químico del CSID, que pretendía gasear a los laicos). Pues en este caso no. No habrá condena.

Una de las posibles explicaciones para esta omisión es que en el seno de la propia iglesia no se ponen muy de acuerdo con la memoria histórica. Mientras Benedicto XVI opina que “La memoria histórica es un plus en la vida”, Rouco Varela insiste en que “Es necesario olvidar para poder purificar la memoria” . Hay que admitir que, habida cuenta de su pasado nazi, el Papa es mucho más osado que el arzobispo de Madrid.

Fundamentación del vaticinio: Al pasar junto a un ateo, al Sibilo le pareció oler a gas.

Sin disimulos, El Sibilo ha hablado.


En un titular de Público del miércoles, 10 de agosto se puede leer: Rouco pide a los fieles que recen para que no haga “demasiado calor”. El arzobispo de Madrid desea que los fieles que acudan a ver al Papa a Madrid estén fresquitos. El Sibilo ha dicho: Madrid sufrirá temperaturas tórridas durante la visita del Papa y ha añadido: Que yo sepa, los sacerdotes católicos no tienen ningún ritual para atraer la lluvia, ni siquiera para que haga algo de fresco como sucede con otras creencias religiosas. Como mucho lo de los huevos a Santa Clara, pero eso es pecata minuta. Y ya sabemos todos lo que opina El Sibilo del intrusismo profesional. “Que el cardenal arzobispo no se meta en chamanismos si no quiere que los chamanes se metan a repartir hostias consagradas.”

Rouco Varela, con la sonrisa que le caracteriza

A pesar de su inicial cabreo, El Sibilo se mostró solidario y quiso hacer público el siguiente ofrecimiento de líder espiritual a líder espiritual, “Rouco: yo si quieres te paso un hechizo sencillito que tengo por ahí. Los tengo para convocar la lluvia, para atraer los truenos, para despertar la ira de Zeus… pero tengo uno para que corra el aire que te viene que ni pintado. Además, se puede hacer con Mistela”.

Fundamentación del vaticinio: A El Sibilo le entran unos calores en cuanto se menciona al cardenal.

El Sibilo ha hablado del tiempo.


Pero, de momento, no en uno de sus vaticinios. Se trata de una errata. En la entrada del sábado, 6 de agosto se decía “Madrid organizará los juegos olímpicos del 2016” y, como algunos ya habéis notado, eso es imposible porque el 2016 la ciudad organizadora será Río de Janeiro. Lo que El Sibilo quería decir es: Madrid organizará los Juegos Olímpicos del 2020.

El Sibilo pide disculpas, por Apolo. Anque no sea excusa, parte del despiste se debió a que existe una web oficial de la candidatura de 2016 (http://www.madrid2016.es/) y del 2020 sólo hay una página de Facebook.

La candidatura del 2020 es la más controvertida. El Sibilo vaticina que, a la tercera, va la vencida.

El Sibilo es humano y se equivoca. Gracias, Lois por el aviso.


Atención: esta entrada es una errata. Se da fe de ello en esta otra. Aún así, la dejamos aquí tal cual.

—-

En los posos de un “sol y sombra” vio El Sibilo claramente la imagen de una mano tornasolada. ¡Tate! ¡Madrid olímpica!

Todavía no lo saben en el COI pero El Sibilo lo ha visto claro: Los Juegos Olímpicos del 2016 serán en Madrid. Y no sólo eso. Gallardón, cuando se entere, soltará un gallito.

¡Cuánto se va a alegrar Gallardón!

Todavía tendremos que esperar unos años sus devotos seguidores pero las buenas profecías se hacen esperar “Y no vaticino a 200 años vista porque estaréis todos muertos” declaró tras su tercer sol y sombra.

Fundamentación del vaticinio: La imagen de la mano en el fondo del vaso no ofrecía dudas.

Más rápido, más alto y más fuerte, El Sibilo ha hablado.


Danzaba El Sibilo alrededor de un cirio mientras daba tragos a una botella de anisete cuando, a la decimosexta vuelta comenzó su trance. En él visualizó al Papa Benedicto XVI  sufriendo un percance durante la visita que realizará a Madrid entre los días 18 a 21 de este mes de agosto. El Sibilo no aclaró qué tipo de percance ni su gravedad. “El ritual está todavía en fase de pruebas. Es la primera vez que utilizo anisete” declaró el vidente. Tanto podría tratarse de un cómico tropezón como una lipotimia, pero también podría resultar simplemente la cagada de un ave sobre su blanca vestimenta (ya se sabe que ciertas aves son expertas en cagar blanco cuando el fondo es negro y negro cuando el fondo es blanco). No es descartable tampoco que fallezca en circunstancias espantosas. “Con el anisete nunca se sabe”. Lo que sí está claro es que algo chocante le sucederá y de ello se harán eco los medios.

Estamos expectantes ante el percance

Fundamentación del vaticinio: No fueron quince ni diecisiete las vueltas que El Sibilo completó en su danza hasta que le sobrevino el trance: fueron XVI vueltas exactas ¿qué otra cosa podría ser?

Algo mareado por las vueltas y el anisete, El Sibilo ha hablado.